Skip to main content
5 tips metódicos para aprender a leer en inglés

Aprender a leer en inglés es uno de los objetivos más geniales que existen entre todo lo referente al dominio del idioma. Aunque habilidades como la expresión oral (Speaking) puedan parecer para muchos una pesadilla, la lectura (Reading), en cambio, tiene un sabor especial porque te nutre de infinitos conocimientos que puedas aplicar en todas las demás áreas de aprendizaje, como lo son comprensión auditiva (Listening) y escritura (Writing).

Dadas sus características, podríamos decir con facilidad que el Reading en inglés es quizá la parte más integral de todas, porque en la medida que la domines, podrás absorber todos los demás conocimientos como, por ejemplo, el vocabulario. Cada nueva palabra leída, es una nueva palabra aprendida.

De igual forma, sucede con la gramática: ¿qué mejor manera de aprender cómo se forman las palabras? Durante tu recorrido exploratorio por la lectura con fines de estudio, verás cómo al aprender a leer en inglés estarás aprendiendo de la vida misma, disfrutarás mucho en el camino y subirás tu nivel de inglés en el menor tiempo posible.

Así de rico y maravilloso es, por eso te damos estos 5 tips metódicos para aprender a leer inglés. Pruébalos y evalúa tu progreso.

1. Comienza con tópicos familiares

Lo que se conoce en inglés como prior knowledge es toda la información nueva que recibimos, pero de la que ya teníamos algún tipo de noción o conocimiento previo. Cuando esto sucede, el cerebro tiene la capacidad de comprender y retener la nueva información de manera mucho más simple y efectiva.

Esto es clave hacerlo al comienzo de tu preparación para aprender a leer en inglés, ya que te dará ese empujoncillo que necesitamos todos al empezar, pues ya está 100% garantizado que un excelente comienzo es lo ideal cuando de convertirse en bilingüe se trata.

Hacerlo de esta forma te traerá muchos beneficios. Primero, experimentarás cómo el nuevo conocimiento se abre a tu mente y lo dejas entrar de manera fluida, sin demasiadas trabas o barreras comunicativas por tratarse de otro idioma, distinto a tu español nativo.

Segundo, estarás muchísimo mejor preparado, listo para asumir el próximo desafío, que será leer temas más complejos, con los que te sentirás menos familiarizado, pero tendrás ya de antemano una base sólida de vocabulario, gramática y conocimientos adquiridos gracias a este tip.

Entonces, si te gusta la fantasía o la ciencia ficción, arriésgate con una novela de ese tipo, estilo El señor de los anillos o alguna onda de Stephen King. Si te gusta leer noticias en tu idioma, prueba pasarte por medios en inglés y devórate los artículos hechos por la prensa de habla inglesa. Tienes la BBC y The New York Times como dos pilares de calidad para empezar. Finalmente, pero no menos importante, busca que estos temas se adapten a algún conocimiento previo que tengas, por ejemplo, si eres melómano, checa artículos de música, reseñas de álbumes y demás. Lo mismo con el cine: críticas de películas, tops de estrenos y otros.

2. Crea imágenes de las oraciones

Si eres lector asiduo, muy probablemente te haya pasado que, al leer algún texto de tu gusto, comienzas a imaginarte la escena que estás leyendo como si fuera una película en tu cabeza. Hacer eso al leer en inglés es uno de los métodos más eficientes para entrenar dos elementos claves: la retención de la información y la comprensión de palabras desconocidas.

Te pasará cuando te enfrentes al desafío de comprender palabras completamente desconocidas para ti. Hazlo por partes, es decir, por oraciones individuales. Toma un apartado del texto, léelo, haz una breve pausa y crea la imagen de la oración en tu pensamiento.

Visualízalo como si tuvieses el poder de crearlo en un mundo exclusivo del que tienes todo el control. Así no solo podrás recordar esas palabras nuevas que aprendiste, sino que te sentirás más comprometido con la causa, porque serás más parte de ella.

Este es un método de inmersión que toma algo de tiempo, pero a la vez es bastante productivo, por lo que la dedicación se traduce en grandes ventajas. No te pongas limitaciones: imagina los personajes, sus facciones, lo que se dice que hacen, ponle colores, olores y sabores. Puede que te guste e incluso olvides por un momento que es en inglés, así que tu aprendizaje se potenciará al máximo.

3. Elabora resúmenes con tus propias palabras

Esta táctica puede hacerse de dos formas: una, por partes, desglosando el texto que estás utilizando como práctica para que te sea más sencillo retener los detalles que, dependiendo del nivel de complejidad del artículo, puede ser menor, regular o mayor.

La otra manera es haciéndolo luego de haber finalizado toda tu lectura, por completo. Pero, a todas estas, ¿Hacer qué? Se trata de elaborar un resumen con tus propias palabras, de forma escrita. Y sí, puedes hacerlo en español. Lo importante aquí es verificar si has comprendido con éxito y atino la lectura.

Lo ideal es que puedas comentarlo o discutirlo con un profesor. Por eso en nuestras academias de Inglés en Madrid EXAM Madrid Academy ponemos a tu disposición la asesoría de nuestro equipo experto en la enseñanza del idioma inglés, con un método práctico y directo, completamente diferente a lo que has visto en otras academias.

El resumen del texto te dará luces y sombras sobre lo que has acertado y malentendido. Utiliza como complemento un diccionario para buscar cualquier palabra que te genere confusión, pero, sobre todo, fíjate detalladamente en el uso que le has dado a las palabras según el contexto.

Al hacerlo con tus propias palabras estarás dominando otro elemento indispensable en tu camino hacia convertirte bilingüe: el parafraseo. Es una técnica que te ayudará, por ejemplo, al momento de afrontar cualquier prueba estandarizada de inglés como el TOEFL o el IELTS, esencial para estudiar una carrera en el extranjero o para postularse a un empleo.

4. Toma apuntes y revísalos constante

Tomar notas es un tip que suele no faltar en cualquier artículo referente a la habilidad de Reading. Sin embargo, cuando se trata de aprender a leer en inglés de manera rápida y efectiva, es necesario complementar la toma de apuntes con otro dato de enorme provecho: la revisión constante.

Pero vamos por partes y en orden. Lo primero que tienes que hacer es encontrar el método de toma de notas ideal para ti. Puedes hacerlo por frases, oraciones o palabras. También dibujar nubes, globos de texto o con cualquier figura que te haga sentir cómodo.

Después, cuando ya tengas precisados los datos elementales para comprender lo que lees eficientemente, poseerás una especie de lista o esquema informativo. Es aquí donde entra el complemento: si revisas, repasas y chequeas este esquema de apuntes mientras avanzas en tu lectura, estarás cayendo a tiempo en el ritmo del contexto.

Te permitirá conectar los puntos que te conducen directo hacia la comprensión final de la lectura. Siempre estarás al tanto de lo que está sucediendo, porque lo tienes bien precisado en tus notas.

Al final, si bien no tendrás preguntas que resolver porque no es un examen, hay algo que puedes proponerte para dar la estocada final a tu preparación: como te lo explicamos arriba, elaborar un resumen parafraseado con tus propias palabras. Verás como todo encaja y fluye en armonía.

5. Hazte todas las preguntas necesarias

Cuando cuestionas todo sobre lo que has leído, elaborando una serie de preguntas sobre ello, estás estableciendo simultáneamente conexiones de comprensión en todas las partes del texto.

Esto hace que tu nivel de Reading Comprehension aumente rápidamente y con mucha calidad, porque posteriormente tendrás que encontrar las respuestas dentro del mismo artículo que has utilizado para practicar.

En general, un buen artículo te suministrará toda la información que necesitas para despejar cualquier duda. Lo ideal es eso, y que no tengas que consultar fuentes externas, pues esto podría confundir o prestarse a la mala interpretación de lo que has leído.

Para que tus preguntas sean precisas e importantes, hazlo por partes. Toma el texto y desglósalo detalladamente, como por capítulos. Algunos incluso ya están administrados de esta forma, por lo que en ocasiones podrás saltarte este paso.

Lo importante es cumplir con el patrón: elaborar las preguntas en el mismo orden que aparecen los datos informativos dentro del texto. Luego, ir respondiéndolas igual en secuencia. Al finalizar, tendrás muchísimos elementos adicionales que potenciarán al máximo tu nivel de Reading.

Ahora solo falta ponerse manos a la obra. En nuestro blog podrás encontrar material de gran valor para aprender a leer en inglés y poner en práctica todos estos tips metódicos. ¡Buena suerte y mucho éxito!

Share this post

Comments (0)

    Leave a comment

    The content of this field is kept private and will not be shown publicly.
    3 + 5 =
    Solve this simple math problem and enter the result. E.g. for 1+3, enter 4.